Home / Spanish / Finlandia / Reaccionando a Eurovisión: Finlandia

Reaccionando a Eurovisión: Finlandia

Continuamos con un nuevo artículo de opinión en la sección ‘Reaccionando a Eurovisión’. Hoy hablaré sobre la candidatura de Finlandia, que estará representada en Kiev por Norma John y su canción “Blackbird”.

Estonia escogió a su representante el pasado mes de Enero a través de su anual final nacional UMK, que este año prescindió de semifinales y se batió en duelo a una sola y única oportunidad. Los ganadores resultaron ser Norma John, un dúo formado por la vocalista Leena Tirronen y el pianista Lasse Piirainen. Su victoria fue aclamada, pero a su vez poco esperada, ya que la gran favorita era EMMA con la canción “Circle Of Light” pero el mal directo de esta unido a la delicada y emotiva actuación del dúo Norma John, proclamaron a este último como el ganador indiscutible de la noche.

Os preguntareis que por qué no pongo el Videoclip oficial… La verdad es que es muy delicado y a mi me causa un poquito de ansiedad, pues es todo tan frío y sombrío que me causa un sentimiento extraño, pero aquí os dejo el enlace.

No cabe duda alguna acerca de las capacidades vocales de la vocalista. El dúo derrocha gran cantidad de sentimiento y emoción por el escenario, y tan solo escuchando su voz y las notas del piano, son capaces de emocionarme, pues podría ser perfectamente la banda sonora de una película de alto éxito cinematográfico.

La canción me parece auténticamente una Masterpiece, y me alegro mucho de que se encuentre en la competencia de Eurovisión. La verdad que no se qué tienen las baladas nórdicas, que cada año me emocionan y me hacen sentir como un una nube musical, lejos de compararlas me emociona pasar por la sobriedad de “A Monster Like Me”, el desaliento de “Silent Storm” o la delicadeza y garra de “Undo”. Todas ellas son ejemplos de baladas nórdicas que hemos visualizado durante las últimas ediciones del festival, pero lo cierto es que desde sus inicios en el festival, los países nórdicos nos han blindado baladas y propuestas muy puras, como es el caso de “Nocturne” la ganadora del festival de 1995.

La verdad es que poco más puedo comentar de la propuesta finesa, pues me  parece absolutamente un pedazo de cielo en todos sus aspectos. He de destacar que en todas las Pre-Partys transcurridas hasta el momento, Finlandia ha sido de las pocas propuestas que ha estado impecable en todas sus intervenciones, lo cual aumenta mi admiración y deseo de verles en la final.

No sé si Finlandia conseguirá una plaza en la gran final de Kiev, pues participa en una semifinal cuya amplia mitas de participantes cantan una balada. Lo qué si puedo decir y repetir una vez más, es que a mí tiene algo que me emociona y me pone el bello de punta, y gracias a este sentimiento deseo con toda mi alma ver al país de nuevo en una final de Eurovisión, ya que la última vez que la pisó fue en 2014, con el grupo Softengine.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

Send this to friend