Home / Spanish / Historia de un festival: Eurovisión 1968

Historia de un festival: Eurovisión 1968

Avanzamos un año más en la historia del festival hasta situarnos en Eurovisión 1968, un festival en el que España obtuvo su primera victoria.

Para la edición de 1068 se contó con la participación de un total de 17 países, los mismos que en la edición anterior puesto que no hubo retiradas ni retornos.

La gran sorpresa de este festival fue el color. Efectivamente, fue la primera vez que el festival se emitió en color en vez de en blanco y negro. Un pequeño paso para el hombre y un gran paso para la humanidad.

En general me parece un año con bastantes buenas canciones, baladas preciosas y canciones innovadoras, tales como la frescura española, la inocencia alemana, la picardía de los representantes de Yugoslavia disfrazados de juglares o el desparpajo del representante británico.

Este año el sistema de votaciones consistió en que cada país mandó a un jurado compuesto por 10 miembros, cada uno de los cuales otorgaba un punto a su canción favorita, motivo por el cual creo que es muy difícil acabar con 0 puntos, habiendo más de 170 miembros del jurado. Aún así, hubo países que se quedaron con un solo punto, como los Países Bajos o Finlandia.

La votaciones también tuvieron su punto de tensión, dado que Yugoslavia, último país en votar, otorgó 11 puntos en vez de 10 y sus votos tuvieron que ser emitidos de nuevo.

La verdad es que para nosotros, los españoles, este fue un gran año, dado que a pesar de que el gran favorito para la victoria era el británico Cliff Richard con el tema “Congratulations”, la ganadora resultó ser la candidatura española “La la la” interpretada por Massiel, la cual se convirtió en todo un icono para España y en un himno para nuestra industria musical. Más emocionante fue la victoria española, dado que la diferencia con el segundo clasificado fue de tan solo 1 punto (29-28).

La verdad es que creo que España ganó por llevar una canción bastante innovadora para aquella época, la cual empezaba como balada y acababa animándose hasta ser bailada por todo el público. También considero una escenografía sencilla pero extrovertida y fresca, y creo que eso se hizo ver en Europa.

He de decir que no todo fue un camino de rosas para España, ya que en un principio el tema iba a ser defendido por el cantante Joan Manuel Serrat, pero el cantante quiso llevarla en catalán y su propuesta fue rechazada. TVE pensó en enviar al dúo dinámico, los autores de la canción, pero finalmente fue sustituida por Massiel. Yo personalmente me alegro del cambio, pues creo que Massiel hizo una entrada más natural y alegre que la que hubiese hecho Serrat.

Así fue como España consiguió su primera victoria en el festival, y la más recordada hasta el momento. El festival viajó hasta Madrid.

Aquí os dejo mi top 17 sobre el Festival de Eurovisión de 1968:

 

Send this to friend